No te salves

No te quedes inmóvil
al borde del camino
no congeles el júbilo
no quieras con desgana
no te salves ahora ni nunca no te salves
no te llenes de calma
no reserves del mundo sólo
un rincón tranquilo
no dejes caer los párpados
pesados como juicios
no te quedes sin labios
no te duermas sin sueño
no te pienses sin sangre
no te juzgues sin tiempo
pero si pese a todo no puedes evitarlo
y congelas el júbilo
y quieres con desgana
y te salvas ahora
y te llenas de calma
y reservas del mundo
sólo un rincón tranquilo
y dejas caer los párpados
pesados como juicios
y te secas sin labios
y te duermes sin sueño
y te piensas sin sangre
y te juzgas sin tiempo
y te quedas inmóvil
al borde del camino
y te salvas
entonces
no te quedes conmigo.

4 comentarios:

no te salves dijo...

no te salves

Solci dijo...

Sin lugar a dudas, uno de mis preferidos.

Muchas Gracias por recordarmelo.

Saludos.

Gilda Llanán Nogueira dijo...

GRACIAS POR PONER LAS LETRAS DE BENEDETTI.
PARA ESOS MOMENTOS..

Casilda Rojo Rangel dijo...

¿Existe algo peor que pasar el tiempo “Salvándote”? El que sucedan eventos, que los aceptes o no, han sucedido…Pero cuando recapitulas y quieres aprender del pasado,no tienes aprendizaje, gastaste en nada, la materia prima más valiosa para el ser humano...el tiempo. Aquel que cierra los ojos y los abres y ya está en la adolescencia; los vuelve a cerrar y se encuentra al final de la madurez… una vez màs lo hace… para nunca jamás abrirlos.

Magnífico como toda obra del maestro Benedetti, gracias por compartir su legado.

Saludos!!!